Porsche 911 GT3 RS 2015, hambre de circuito

El Porsche 911 GT3 RS 2015 ha sido una de las novedades del fabricante alemán en el Salón de Ginebra. La versión más radical del 911, pensada para esos que tienen la suerte de poder disfrutar del 911 en un buen circuito, aunque para este coche cualquier circuito es bueno.


Impulsando al 911 nos encontramos con un motor de seis cilindros bóxer 4.0 que desarrolla la friolera de 500 caballos y va de la mano de una caja de cambios de doble embrague PDK que envía toda su fuerza, que no es poca, al eje trasero. Porsche asegura que este modelo lleva toda la tecnología que puede incorporar un 911 para rebajar décimas, con lo cual tenemos una aceleración de 0 a 100 km/h en 3,3 segundos y no menos sorprendente de 0 a 200 km/h en 10,9, lo que tarda el mío… en cojer los 100 y apretándole. Velocidad máxima solamente 322 km/h, véase la ironía.

Su carrocería, algo que salta a la vista por algunos elementos aerodinámicos como el alerón posterior, está debidamente modificada para conseguir la máxima efectividad en pista. Si nos fijamos, veremos que el techo y el capo tienen una zona central que está rebajada respecto al resto de la carrocería. Se trata de un guiño a los 911 clásicos que tenían esa endidura en el capó.

Además gracias al uso de materiales ligeros, como plástico reforzado con fibra de carbono, y una carrocería de aluminio y magnesio, el 911 GT3 RS, pesa un total de 1.420 kilogramos, 10 menos que su hermano menor el GT3. Gracias a este peso reducido, es capaz de sacar unas medias de consumo de 12,6 litros a los 100 km, que para 500 CV no esta nada mal, tampoco le podemos pedir consumos de 90 CV, seamos honestos.

Continuando con su figura en la parte posterior de las aletas delanteras encontramos unas tomas de ventilación muy marcadas, que según Porsche sirven para mejorar el apoyo aerodinámico del eje delantero. Al igual que en el 911 GT3, incorpora eje trasero direccional y el Porsche Torque Vectoring Plus, con un diferencial autoblocante completamente variable en el eje trasero.


En su interior, encontramos algunos detalles específicos, como pueden ser, los asientos backet, inspirados en los de carbono que lleva el “pequeñín” 918 Spyder, o una jaula antivuelco integrada. Estos son de serie con el paquete Club Sport. Mientras que para poner un cortacorrientes, un cinturón de seguridad de seis puntos para el conductor y el extintor con su soporte de montaje, esos elementos hay que pedirlos aparte. Que todo no puede ser regalado, aunque por el precio ya podrían traerlo de serie.

Ahora que los tiempos en el Infierno Verde están tan a la moda, vale la pena recordar que este puede marcar un tiempo en Nürburgring de 7minutos y 20 segundos, tiempo que es nueve segundos más rápido que el de todo un hyperdeportivo como fue el Porsche Carrera GT. Así que mucho ojo a este nuevo 911 GT3 RS que promete dar mucha guerra.

Y para los que ya tienen ganas de tener uno en el garaje, suerte de ellos quien pudiera, llegará durante el mes de mayo a España con un precio que rondará los 208.500 euros. No apto para todos los bolsillos.


Comentarios

Entradas populares de este blog

Ficha Técnica Audi A1 1.4 TFSI 185 CV Ambition S.

Corvette Stingray 1967 una joya sobre ruedas.

Alfombrillas personalizadas para el coche hasta el ultimo detalle